Estas en


Mitos y verdades sobre el uso de pastillas anticonceptivas


Vie, 01/12/2017 - 09:49

Anticonceptivos Combinados Orales (ACO), también conocidos como pastillas anticonceptivas, son un método seguro y efectivo para evitar temporalmente el embarazo. Contienen hormonas femeninas parecidas a las que produce el organismo de la mujer. Los blisters de pastillas traen 28 comprimidos, que se deben tomar diariamente a la misma hora.

Mitos y verdades sobre el uso de pastillas anticonceptivas

Existen diversos mitos acerca del uso de pastillas anticonceptivas. Algunos son ciertos y otros no, pero es importante informarse para poder tomarlos de la manera más segura y eficaz posible.

La Dra. Paz Puchulu, especialista en ginecología, explica algunos conceptos básicos acerca del uso de este tipo de anticonceptivos. Aclara, también, algunas dudas frecuentes que suelen surgir en las personas que desconocen el tema.

¿Pueden tomarse durante mucho tiempo seguido las pastillas anticonceptivas?

No existe una recomendación de tiempo máximo de uso de los Anticonceptivos Combinados Orales (ACO), son seguros y no es necesario realizar “descansos”. Se pueden tomar por largos períodos.

¿Qué precauciones se deben tomar antes de comenzar a tomar las pastillas?

Durante muchos años se solicitó a las pacientes ciertos controles antes de la prescripción de un método anticonceptivo, como por ejemplo examen pélvico y mamario, papanicolau, colposcopía, análisis de laboratorio, ect.

Sobre la base de estos conceptos la evidencia científica actual respalda la recomendación de dos únicos elementos como prerrequisitos para una prescripción segura de ACO:

- una cuidadosa historia clínica personal y familiar, prestando especial atención a los factores de riesgo cardiovascular

- registro de la presión arterial

La gran mayoría de las pacientes no necesitarán otros estudios para poder iniciar la toma de ACO, un pequeño grupo que será identificado por la historia clínica o por un registro elevado de presión arterial requerirá algún estudio posterior. Esto permite no perder tiempo en estudios innecesarios y evita retrasar el inicio del método, disminuyendo las posibilidades de un embarazo no deseado.

El examen genitomamario y la realización de citología cervical y colposcopía, si bien son importantes por sí mismos no contribuyen a un uso seguro y efectivo del método; podrán realizarse en el transcurso de las consultas, pero no son condición necesaria para iniciar la toma de ACO.

Conclusión: no se requieren estudios de alta complejidad para comenzar a tomar pastillas anticonceptivas

Mito 1: otro de los mitos alrededor del uso de pastillas anticonceptivas es qué pasa cuando la mujer se olvida de tomar una, dos o incluso más. La especialista explica las recomendaciones que hay que considerar en el momento en que la mujer se da cuenta del olvido.

¿Qué se debe hacer en caso de olvidarse de tomar una pastilla?

Si el olvido es de un comprimido, la mujer debe tomar la pastilla olvidada lo antes posible y continuar las siguientes en el horario habitual, aunque esto signifique tomar dos comprimidos juntos. La eficacia anticonceptiva no se altera.

Conclusión: si el olvido fue de una sola pastilla la anticoncepción puede no perderse, aunque es necesario tomar el comprimido lo antes posible.

¿Qué se debe hacer si se olvidan dos o tres pastillas?

Si el olvido es de dos comprimidos o más la eficacia anticonceptiva puede estar disminuida y puede no inhibirse adecuadamente la ovulación. En este caso, deberá considerarse en qué semana fue el olvido.

Es importante saber que existen pastillas activas y pasivas. Las primeras son las que realmente impactan sobre el sistema hormonal, mientras que las segundas no tienen efecto y solo se consumen para ordenar la toma.

En todos los casos de olvido de pastillas activas, tomar la pastilla olvidada lo antes posible y continuar tomando las siguientes pastillas en el horario habitual, aunque esto implique tomar dos pastillas el mismo día o al mismo tiempo, esto reducirá pequeños sangrados que pueden aparecer por motivo del olvido. El riesgo de embarazo aumenta con el número de pastillas olvidadas, y es mayor en la primera semana. Por eso, es importante considerar que si el olvido fue en la primera semana y la persona tuvo relaciones sexuales sin otra protección en los últimos cinco a siete días es recomendable usar el método de anticoncepción hormonal de emergencia (AHE), tomar la última pastilla olvidada y continuar con el horario habitual. También se recomienda agregar un método de respaldo (preservativo) durante los siguientes siete días.

Si la mujer no tuvo relaciones en los anteriores cinco a siete días del olvido, solo debe tomar la última pastilla lo antes posible, continuar con el horario de toma habitual y, asimismo, agregar un método de respaldo. Desde ya, que ante estos últimos casos ante cualquier duda es necesario consultar con su médico.

Mito 2: muchas mujeres piensan que las pastillas anticonceptivas pueden causarles un aumento de peso. Si bien en algunos casos puede ser cierto, no sucede en todas las personas que toman este tipo de medicación.

¿Es verdad que engordan las pastillas anticonceptivas?

Como efecto adverso pueden producir cambios en el peso corporal, muchas veces un aumento, principalmente relacionado a retención hídrica y no debido a aumento de la grasa corporal. Muchas veces esto es causa de abandono del método.

Conclusión: si bien no sucede en todas las pacientes, puede ser que la mujer manifieste un cambio el peso corporal como efecto adverso

Mito 3: las pastillas anticonceptivas no se pueden dejar de tomar en cualquier momento porque puede tener consecuencias para el organismo

¿Qué pasos se deben seguir cuando la persona quiere dejar de tomar las pastillas?

La mujer puede dejar de tomar los ACO en cualquier momento que lo desee. Si desea buscar un embarazo, generalmente se recomienda esperar hasta haber tenido una menstruación normal antes de intentar concebir. Esto puede ayudar a calcular mejor el tiempo de gestación y la fecha probable de parto, y planificar la toma de ácido fólico previamente.

Si, por el contrario, desea suspender la toma, pero no busca un embarazo, es necesario brindar información sobre otras opciones anticonceptivas y sobre cómo hacer el cambio, de modo de garantizar la anticoncepción en todo momento.

Conclusión: la toma se puede suspender en cualquier momento, pero si se busca un embarazo se recomienda esperar hasta haber tenido una menstruación regular antes de concebir.

Descubre más consejos para disfrutar una Vida Sana

Fuente: Helthandtech

EA


Comentarios



Por si no lo viste

Cargando...