El mes del des-Mayo


David Bonyuet's picture
Mar, 15/05/2018 - 16:38

Cuando el diputado Ángel Alvarado señaló que la inflación proyectada para fin de año va a ser de 904.453%, me dio un des-mayo: la mayor inflación en todo el mundo ¡na'peluza robolucionaria! Pero, mientras el enano siniestro aseguró que: “no es culpa de la revolución que la gente se vaya”, el gordiflón destituido promete que si gana el fraude electoral recuperará la economía que él destruyó sin compasión... por favor, entiendan, ahora de verdad promete cumplir lo que antes prometió que nunca cumplió. ¡Me des-mayo!

Aunque el gordiflón destituido sigue mintiendo cuando dice “medios internacionales no muestran la verdad de Venezuela”, casi un centenar de países alrededor del mundo informaron públicamente que desconocen las elecciones que se llevarán a cabo en Infiernozuela; la razón es simple: si huele a fraude, suena a fraude, parece un fraude y la organiza el fraude ¡sin duda es DICTADURA!

Maduro insiste en decir que “después del 20 de mayo vamos por las bandas criminales que roban al pueblo”... ¿pero a ese barrigón que le pica?... si los criminales son todos de la cúpula chavista. ¿Que se puede esperar de ese cara e'tabla?, si con todo el cinismo del mundo asegura que “después de las elecciones ganaré la guerra económica”, guerra que por cierto el mesmo se ha inventado... ¡Me des-mayo!

Pero el verdadero des-mayo le va a dar es a la dictadura: el trabajo de las hormiguitas venezolanas en el exterior está dando resultados. Toda la diáspora unida por primera vez consigue que el Frente Amplio trabaje unidos con Vente y Soy Venezuela para hacer una petición unificada a todos los venezolanos alrededor del mundo: #JusticiaParaVenezuela. Justicia Para Venezuela es el movimiento de los venezolanos en el exterior que con fuerza:

1) denunciará el fraude del #20Mayo.
2) pedirá mejoras migratorias a los venezolanos que huyen de Infiernozuela.
3) solicitará a los gobiernos democraticos para que lleven el caso de #Venezuela a la Corte Penal Internacional por las violaciones de derechos humanos.

Las firmas de “Justicia para Venezuela” no van para la Haya, tampoco van a Venezuela, ni para la MUD. El reporte de las firmas son para presionar a los gobiernos firmantes del Estatuto de Roma para que alguno ponga la solicitud para una investigación formal en la Corte Penal Internacional del caso venezolano. Así mismo, la Red de Asociaciones y ciudadanos “Venezuela Somos Todos” bajo el lema #QueHayaJusticia, le pidió al Grupo de Lima, que los países que conforman dicho grupo denuncien a Venezuela ante esa Corte Penal Internacional.

Antecedentes existen sobre la grave crisis de violaciones de derechos humanos en el país: el Alto Comisionado de la ONU para los DDHH, Zeid Ra'ad Al Hussein denuncio que “hay cientos de reportes creíbles sobre matanzas extrajudiciales en Venezuela”. Gonzalo Himiob denunció que han habido más de 7.000 ajusticiamientos extrajudiciales bajo el chavismo. La CPI abrió un examen preliminar en base a unos 600 casos de tortura introducidos por la abogada Tamara Sujú. Una investigación formal tiene plazos específicos y tiene que dar resultados en un tiempo prudente, pero solo se inicia a petición de un gobierno. La CPI está obligada a responder a una investigación formal al país que hizo la solicitud en un tiempo prudencial, no pueden ignorarlo, ni pueden prolongar el caso.

Mientras en Venezuela la dictadura intenta perpetuarse en el poder, toda la oposición (la verdadera oposición) trabaja para denunciar el fraude, pero también para pedirle a los gobiernos del mundo para que soliciten una investigación formal al régimen de Venezuela ante la Corte Penal Internacional. ¡Es justicia! @DBonyuet
David Bonyuet


Comentarios



Por si no lo viste