Boquea el régimen


José Machillanda's picture
Jue, 14/03/2019 - 08:04

Boquea el castrochavismo ante el arrastre de una exponencial Resistencia Civil Democrática, que como desobediencia civil crece en la mayoría de los venezolanos que después de 6 días de penurias, está dispuesta a enterrar la maldición del comunismo en América Latina en el siglo XXI. Muere patéticamente la autocracia militarista ladrona frente al desastre del partido político en armas, que todavía se imagina por ignaro, que en el siglo XXI -momento de la sociedad instantánea- pudiera ocurrir un ataque cibernético sobre el Guri y el sistema eléctrico nacional. Los venezolanos y el mundo saben que la inoperatividad de ese sistema se debe al robo de 100 mil millones de dólares, responsabilidad de los cabecillas de la revolución chavista-madurista.

Nicolás Maduro y su militarismo perverso, ladrón y cobarde están boqueando, están feneciendo y no podrán seguir engañando a una sociedad noble, buena y ya sacrificada, que ha mostrado las llagas de la incapacidad del catrochavismo, generando una situación de miseria general que incrementa su tensión en el cuerpo social. Tensión que muestra la Curva de Hechos Políticos, con graves complicaciones en el Orden Social y con rasgos de violencia política, de lo cual son responsables la ignorancia de Nicolás Maduro y la violencia sistemática e incremental de Padrino López, que de a poco intentan lanzar los colectivos armados en contra de la sociedad democrática, todo ello como buenos cobardes.

Boquea Nicolás Maduro y Padrino López, así lo asienta la Curva de Hechos Políticos, y con ello su régimen atrabiliario de incapaces, que muestran su descomposición que desarregla a la familia venezolana, hoy convencida del fraude, mentira y desastre de la supuesta eficiencia del militarismo ladrón y rastrero. Para el venezolano, ese que hoy sufre por agua, por comunicaciones, por transporte corrobora la extrema incapacidad de quienes gobiernan y reafirma que son mentirosos sistemáticos y que tratan de distorsionar y distraer a la ciudadanía produciendo una enorme indignación. Indignación ciudadana que es partera de una reorganización política en la Nueva Sociedad, en la cual “la Resistencia Civil crecerá” y alimentada por la “Desobediencia ciudadana” será capaz de contener la locura y desafuero de eunucos, acobardados y cínicos que durante 20 años han irrespetado y violado los derechos del venezolano.

Frente a la debacle del Guri el régimen ha intentado manipular los procesos de comunicación social, han pretendido esconder sus grandes robos pero ya para esta fecha han quedado desnudos, y como grupo maléfico y degenerado de gobierno, están boqueando casi… se preparan para desparecer con una experiencia desgraciada que coloca a Venezuela como república en un trance peligroso para el inmediato futuro. El inmediato futuro es incierto y requiere de que los demócratas respondamos con Participación Política Contendiente, para que como palanca de presión definitiva acontezca lo que indica la lógica política: desplazar a Nicolás Maduro y a su tiranía del espacio político venezolano. Eso es igual a superar 20 años de penetración en la Academia Militar y 20 años del peor régimen conocido por la república.

Boquea Nicolás Maduro y su Partido Político en Armas, y con ello se van, no siendo más gobierno por incapaces ya que la mentira procaz no convence al mundo y menos a los venezolanos, se van como tiranos indeseables y vergüenza de la raza venezolana. Los venezolanos y el mundo entero hoy saben que la falta de energía eléctrica jamás fue un sabotaje, pero sí es la prueba fehaciente del más grandes latrocinio comunistoide que hoy está sentado sobre las bayonetas de una organización militar corrompida, parte de una sociedad sólida atrasada, y todos ellos… con o sin uniforme por perversos no saben que el mundo vive hace tiempo en la instantaneidad.

Esa instantaneidad que no puede tolerar a un brutal dictador que, igualmente, está boqueando, está feneciendo y después del juicio político que le corresponde por traición a la patria, verificará como en Venezuela crece una Nueva Sociedad, pero además el proceso de reconceptualización de un estamento militar para un Estado democrático. No aparecerá jamás la conducta vergonzosa de generales, almirantes y coroneles lacayos. Decir hombres de armas corresponderá a interpretar al gran Simón Bolívar, antes que combatiente heroico a un gran filosofo y un gran político, que bebió en los grandes pensadores de la época como David Hume, Juan Jacobo Rousseau y Voltaire, que su grandeza reside en haber hecho realidad el proyecto de Miranda cuando llamó a la Confederación de las Repúblicas Hispánicas en América Latina como una extraordinaria concepción geopolítica, el hemisferio occidental.

Boquea el régimen y con ello el cuerpo de generales y almirantes, vergüenza del cuerpo armado. Están feneciendo los que quisieron imponer la supuesta eficiencia militarista en el espacio político. Son unos fracasados por ignaros, pero sobretodo por corruptos, ladrones e inmorales. Constituyen una masa amorfa de corruptos conocidos como un núcleo vergonzoso de venezolanos, que nunca se acercó a la democracia y menos a la democracia liberal. La Resistencia Civil que ha crecido mientras boquean Maduro, Padrino y su cuadro de generales y almirantes, instalará un Nuevo Sistema Político Democrático. El espacio para el estamento militar será exactamente el que defina la Constitución -como hombres para hacer la guerra y jamás para disfrazarse de políticos-, espacio exclusivo para la ciudadanía y seguramente para un futuro ciudadano soldado, que crezca en la ética y en la responsabilidad histórica de no permitir procesos de ideologización, como el que ha sufrido durante los últimos 40 años a quienes hoy se conocen como Partido Político en Armas, que hoy boquea y fenece como el castrocomunismo. @JMachillandaP
José Machillanda


Por si no lo viste



Los más leídos