Estas en


Omar Infante llega a los Reales por la puerta grande


Mar, 17/12/2013 - 22:39

El segunda base venezolano Omar Infante hizo su presentación oficial como nueva estrella de los Reales de Kansas City y simbolizó el gran objetivo que tiene su nuevo equipo que no es otro que luchar por el título de la Serie Mundial.

El exjugador de los Tigres de Detroit hizo su entrada triunfal en el estadio Kauffman, de Kansas City, y de inmediato se le vio como el último gran refuerzo que el equipo buscaba para volver de lleno a la elite de las Grandes Ligas y ser un equipo a tener en cuenta dentro de la División Central de la Liga Americana.

Los Reales presentaron el martes a su nuevo segunda base venezolano, un día después de anunciar un acuerdo con Infante por cuatro temporadas y 30,25 millones de dólares, que incluye una opción del equipo para 2018.

"Pude ver a este equipo de cerca, y me impresionó mucho lo que hizo el año pasado", admitió Infante. "Creo que están cerca de dar el próximo paso y quiero formar parte de esa realidad".

Infante, de 31 años, refuerza la posición más débil en la alineación de los Reales, que la pasada temporada no pudo cubrir con un pelotero fijo porque los que utilizó ninguno les dio confianza.

Los Reales tuvieron marca de 86-76 en 2013, su mejor desde 1989, y estuvieron en la pelea por la fase final hasta la última semana de la temporada sin que pudiesen conseguir el objetivo.

El equipo de Kansas City sabe que con la actual plantilla, donde está el abridor estelar James Shield, al que le queda sólo un año más de contrato, el momento de la verdad debe ser la temporada del 2014 y alcanzar los playoffs por primera vez desde 1985.

Antes que llegase Infante, los Reales también lograron el fichaje del lanzador Jason Vargas por cuatro años y 32 millones de dólares, además de conseguir por la vía del traspaso al jardinero japonés Norichika Aoki.

El propio gerente general de los Reales, Dayton Moore, había dicho que las prioridades del equipo eran conseguir un abridor, mejorar los jardines y fortalecer la segunda base, objetivo que parece ha conseguido con la llegada de Vargas, Aoki e Infante.

"Nos gusta el equipo que tenemos para el futuro", destacó Moore. "Mejoramos mucho, y sabemos que tendremos que seguir ajustando el plantel durante el año, y ojalá no tengamos lesiones".

Infante ha tenido algunas lesiones en el pasado, incluyendo una de tobillo que sufrió en un choque en segunda base que lo limitó a 118 partidos la temporada pasada.

Pero al final consiguió .318 de promedio de bateó con 10 jonrones y 51 impulsadas, una producción mucho mejor que lo que Kansas City obtuvo de los jugadores que utilizó en la segunda base.

Moore había dicho que esperaba que la nómina del equipo el próximo año fuese similar a 2013, cuando rondó los 87 millones.

Pero el fichaje de Infante, junto con el aumento que se espera que otros jugadores reciban en el arbitraje, significa que la cifra probablemente supere los 90 millones, lo que sería un récord para el equipo, aunque consideran que los refuerzos que han hecho lo merece y sobre todo por el potencial ganador que pueden desarrollar.

Los Yanquis también estuvieron interesados en Infante, para reemplazar al dominicano Robinson Canó, pero no quisieron ofrecerle más de tres años y hoy acordaron firmar por una temporada a Brian Roberts, que el año pasado jugó con los Orioles de Baltimore.

EFE / YU


Por si no lo viste