Estas en


A 30 años de su muerte, el legado de Doris Wells consolida su vigencia


Lun, 24/09/2018 - 12:41

Al cumplirse 30 años de su muerte, Doris Wells afianza su rango como una de las personalidades más relevantes en la historia de la televisión, el teatro y el cine venezolanos. Como actriz dejó su huella profunda en producciones de primer nivel que son testimonio de su buen hacer y de su eterna bús queda de la perfección en su oficio, que enriqueció en los últimos años de su carrera incursionando en otras facetas como las de escritora y directora, que desarrolló con igual probidad. Hoy le rendimos homenaje recordando algunos aspectos de su vida y de su arte.

A 30 años de su muerte, el legado de Doris Wells consolida su vigencia

Su verdadero nombre era Doris María Buonafina, nacida en Caripito, Monagas, el 28 de octubre de 1943.

Se inscribió a escondidas de su madre en la escuela de teatro de Juana Sujo, en donde se formó como actriz al lado de destacadas figuras como Ivonne Attas y José Bardina.

Se inició en el medio artístico trabajando como modelo de televisión, en comerciales de champú, refrescos y jabones de tocador.

Su trayectoria televisiva la realizó totalmente en Radio Caracas Televisión.

Comenzó desempeñando pequeños papeles, hasta que en la telenovela “Historias de tres hermanas” destacó en su rol de Reina Montero, la villana de la trama, a partir de allí hizo varios dramáticos como la mala de la historia en producciones como “Renzo el gitano”, “Amor salvaje” y “El Mulato”.

Ya como protagonista y en rol de heroína, trabajó en “Regina Carbonell”, “Sacrificio de mujer” y “Raquel”, que alcanzó notable sintonía.

Ya convertida en una de las actrices más populares de la época, continuó demostrando su talento en “Campeones”, adaptación del cuento de Guillermo Meneses; “La Trepadora”, “Pobre Negro” y “La Hora menguada”, basadas en textos de Rómulo Gallegos y “La señora de Cárdenas”, de José Ignacio Cabrujas, telenovela que causó furor por romper los paradigmas del género.

Seguidamente trabajó en “Soltera y sin compromiso”, también de Cabrujas, “La Fiera”, de Julio César ármol; “¿Qué pasó con Jacqueline?”, de Alicia Barrios, y las miniseries “La Comadre”, “Gómez” y “Derrota final”, que marcó su debut como escritora para la pequeña pantalla.

En 1985 protagoniza “Oriana”, de Fina Torres, película ganadora del premio Cámara de Oro del Festival de Cannes.

En 1986 conduce el programa “Concurso millonario” por Rctv.

Otras películas suyas fueron “El rostro oculto”, “La casa de agua” y “Ana, pasión de dos mundos”.

Creaciones suyas como escritora fueron también “Porcelanas”, “Celosías”, “Soledad” y su adaptación del cuento de Rómulo Gallegos “Paz en las alturas”.

Estuvo casada con el abogado William Rísq uez Iribarren, con el cual tuvo tres hijos: Marielba, Javier y Verónica.

Incursionó en la política en el Movimiento Quinta República, liderado por Jorge Olavarría.

Murió en Caracas el 20 de septiembre de 1988, como consecuencia de un raro tipo de cáncer llamado Síndrome de Foil.

Aquilino José Mata/ EDC


Comentarios



Por si no lo viste