Estas en


Un #5Sep de 1997 muere la Madre Teresa de Calcuta


Miércoles, 05/09/2018 - 09:53

Sus obras de caridad, la creación de cientos de misiones humanitarias por todo el mundo y su dedicación a difundir la religión católica le procuraron multitud de galardones y alguna que otra crítica

Un #5Sep muere la Madre Teresa de Calcuta

Hoy miércoles 5 de septiembre, se cumplen 21 años de la muerte de la Madre Teresa de Calcuta, Agnes Gonxha Bojaxhiu, su nombre verdadero; falleció un 5 de septiembre de 1997 en Calcuta (India), tras sufrir un infarto, luego de padecer por algún tiempo enfermedades cardíacas y malaria.

La Madre Teresa de Calcuta nació en Skopje (Macedonia) el 26 de agosto de 1910. Fue la hija menor de Nikola y Drane Bojaxhiu. En 1928, viajó a Irlanda para ingresar en el Instituto de la Bienaventurada Virgen María, conocido como Hermanas de Loreto. Estuvo a cargo del centro St. Mary en 1944. Por 20 años, perduró como religiosa en la comunidad de Loreto, y se mantuvo al servicio de sus hermanas y de las estudiantes del centro.

A los 18 años inicia su labor en la iglesia pero es el 24 de mayo de 1937 es cuando realizó sus votos castidad y consagración eclesial, como ella misma dijo, en “esposa de Jesús” para “toda la eternidad”. Desde allí se le conoció como Madre Teresa. Desde entonces, comenzó el trabajo humanitario al que se dedicaría el resto de su vida. Lo que empezó de forma modesta, con la creación de un hogar para moribundos en Calcuta, pronto se convirtió en una oleada de centros sanitarios en distintas partes de la India. Su labor llegaría a extenderse a nivel internacional y, en los años setenta y ochenta, ampliaría sus esfuerzos a países comunistas, latinoamericanos y africanos.

Fue la encargada de fundar las Misioneras de la Caridad, al tiempo que resumió su vida al servicio de Dios, de la Iglesia y de los más necesitados.

La Madre Teresa, a lo largo de toda su existencia, fue una persona generosa de la misericordia divina, y una ferviente defensora de la vida humana, tanto de la no nacida como la abandonada y descartada.

La Madre Teresa de Calcuta se describía así misma como misionera : “De sangre soy albanesa. De ciudadanía, India. En lo referente a la fe, soy una monja católica. Por mi vocación, pertenezco al mundo. En lo que se refiere a mi corazón, pertenezco totalmente al Corazón de Jesús”.

Obra misionera

Es de destacar que la obra de las Misioneras de la Caridad de la cual fue fundadora se ha convertido en una organización no gubernamental (ONG) presente en todo el mundo, con 517 misiones en un centenar de países, varios estado han reconocido la gran labor de Teresa de Calcuta: en la India recibió el más alto galardón civil, el Bharat Ratna, premio que han recibido otras personalidades como Nelson Mandela. Estados Unidos le otorgó la Ciudadanía Honoraria y en Reino Unido, la Orden de Mérito. La lista de premios fue aumentando con los años hasta que, en 1979, se le otorgó el galardón más destacado: el Premio Nobel de la Paz “al trabajo emprendido en la lucha para superar la pobreza y angustia, lo cual constituye una amenaza para la paz”.

Agonía

En el transcurso de los años ochenta la salud de la Madre Teresa empezó a resentirse. Pasó sus últimos meses con dolencias de todo tipo: neumonía, malaria, problemas cardíacos, y finalmente murió el 5 de septiembre de 1997. A su funeral asistieron 12.000 personas y se celebró una misa en la que un leproso, un niño discapacitado y una mujer presidiaria llevaron el agua, el pan y el vino para celebrar la eucaristía.

Beatificación

Es norma de la Iglesia católica que solo se puede empezar el proceso de beatificación cinco años después de la muerte del candidato. Sin embargo, el Papa Juan Pablo II obvió el reglamento, lo que permitió que el 19 de octubre de 2003 fuese nombrada beata. El 4 de septiembre de 2016, el Papa Francisco I canonizó a la Madre Teresa en la plaza de San Pedro del Vaticano, ante más de 100.000 fieles y durante una ceremonia donde recordó la importante labor de Agnes Gonxha Bojaxhiu para con los más necesitados.

Frases celebres de la madre Teresa de Calcuta

- No puedo parar de trabajar. Tendré toda la eternidad para descansar.
- Cada obra de amor, llevada a cabo con todo el corazón, siempre logrará acercar a la gente a Dios.
- Dar hasta que duela y cuando duela dar todavía más
- No deis sólo lo superfluo, dad vuestro corazón.
- La paz comienza con una sonrisa

Fuente: DiarioLosAndes

EA


Comentarios



Por si no lo viste