Estas en


Barrientos: Ante irresponsabilidad, queda decretar emergencia sanitaria


Miércoles, 17/09/2014 - 11:52

La Fracción Parlamentaria de Un Nuevo Tiempo, propuso declarar una emergencia sanitaria en el país ante los brotes de epidemias como, dengue, chikunguña, malaria y rechazó el “Acuerdo en rechazo a la Campaña de Terrorismo Mediático realizada por parte de sectores de la Derecha contra el Sector Salud”, propuesto por el diputado Henry Ventura del PSUV.

El diputado por el Estado Zulia de UNT, William Barrientos, durante su intervención en el debate sobre el acuerdo propuesto por el PSUV, en nombre de la bancada del partido azul, hizo un balance de la situación crítica que se vive en el sector salud, que el Gobierno irresponsablemente ignora y niega lo que está pasando en los hospitales y ambulatorios de Venezuela.

“Según el informe de epidemiológico del Ministerio de Sanidad, en lo que va del año se han presentado 58 mil casos de malaria. La malaria es propia de la pobreza. Hay hepatitis, leishmaniosis, chikungunya, dengue, eso aunado a la falta de medicamentos e insumos médicos, en Hospitales y farmacias. El problema es que el gobierno ha sido irresponsable en el manejo de la salud en el país. Por lo que aquí hay que decretar la emergencia sanitaria”.

Recordó que la Asamblea Nacional ha aprobado en créditos adicionales 11.090.746.210 bolívares sin contar los situados, recursos que fueron dilapidados, y ahora los venezolanos están pagando con su salud la corrupción del sector.

Ante esta situación propuso en nombre de la Fracción Parlamentaria de UNT, que se decrete la emergencia sanitaria. Que se abra una investigación sobre la “caja negra” de la salud, que se le pague a la industria farmacéuticas nacionales y trasnacionales los recursos que superan los 3000 mil millones de dólares, para que lleguen al país los medicamentos que se importan y hoy escasean en un 60 por ciento en el interior del país y un 40 por ciento en la capital. Que se nombre una comisión de expertos, sin dogmas, para presentar una propuesta sanitaria, corto y mediano plazo y cuyo objeto fundamental sea la descentralización del sector salud.

Finalmente el diputado Barrientos señaló que en Venezuela está prohibido enfermarse, porque la gente no recibe una verdadera atención sanitaria gratuita que el estado está obligado según los artículos 83, 84, 85 y 86 de la Constitución nacional.

Prensa UNT / SAS


Por si no lo viste