Estas en


Cuatro historias de guerra en una obra teatral en el Celarg


Lun, 03/09/2018 - 11:17

Se acaba de iniciar, en la Casa de Rómulo Gallego, la segunda temporada de “Cuentos de guerra para dormir en paz", una obra escrita por la dramaturga venezolana Karín Valecillos, bajo la dirección de Nicolás Barreto y Jesús Navas.

Cuatro historias de guerra en una obra teatral en el Celarg

La pieza presenta cuatro historias de ocho personajes que son víctimas de las guerras impuestas por otros y que, desde diferentes perspectivas, deben aceptar o hacerle frente a estas realidades para poder sobreponer su condición humana y sus sueños.

Más vigente que nunca, por nuestro contexto nacional y mundial, esta obra, que obtuvo Mención Honorífica en Dramaturgia del Premio Municipal de Teatro 2008.

En esta propuesta, “Grita Kassandra” muestra la historia de dos hermanas separadas por un muro.“Un chiste de las Malvinas” es la reflexión de dos ex combatientes de esas islas británicas reclamadas por Argentina. “El Medio Oriente es de Carúpano para allá” nos coloca en el centro de una guerra en apariencia lejana y “Mandrake Copperfield, hijo de Houddini” representa la vivencia de los que deben abandonar involuntariamente su tierra a causa de la guerra.

El montaje se estrenó en octubre del 2017 por estudiantes del último semestre de Comunicación Social de la Universidad Católica Andrés Bello, como proyecto de trabajo final en alianza con Teatro Ucab. En esta segunda temporada, el grupo decidió optar por vivir un acercamiento al teatro profesional más allá de la casa de estudios. El elenco lo conforman Clara de Lima, María Corina Díaz, Raoul Gutiérrez, Luis Miguel López, Víctor González, Migyelis Lanz, Andreína Crepsac e Ibrahim Vicuña.

“Cuentos de guerra para dormir en paz” se presenta en la Sala Experimental de la Fundación del Celarg, avenida Luis Roche deAltamira, y continuará su temporada hasta el 30 de septiembre.

Las entradas pueden ser adquiridas en las taquillas del teatro y a través de www.solotickets.com.

Aquilino José Mata/ EDC


Comentarios



Por si no lo viste