Estas en


Diagnosticado el primer caso mundial de "adicción a Netflix"


Miércoles, 10/10/2018 - 10:16

Un superusuario de Netflix en la India, que pasaba conectado a la plataforma más de siete horas al día, se acaba de convertir en el primer caso conocido de adicción a la plataforma de video.

Diagnosticado el primer caso mundial de "adicción a Netflix"

Tras admitir que necesitaba ayuda profesional, el usuario compulsivo ingresó la semana pasada en la clínica del Servicio para el Uso Sano de la Tecnología (SHUT) del Instituto Nacional de Salud Mental y Neurociencias (Nimhans) de la ciudad de Bangalore, India, según informa el diario The Hindu.

Aunque no se ha revelado la identidad del paciente, se sabe que se trata de un hombre de 26 años que estaba desempleado hacía seis meses y se lanzó a Netflix como forma de escape de esa realidad.

“Cada vez que su familia lo presionaba a salir a la calle para ganarse la vida o cuando veía que a sus amigos le iba bien, él deseaba todavía más ver sin parar la programación ofrecida. Era un método de escapismo. En Netflix podía olvidarse de sus problemas y obtenía un inmenso placer en ello”, relata el Dr. Manoj Kumar Sharma, profesor de psicología y director de la clínica.

Desde que se despertaba, lo primero que hacía era encender el televisor, pero el placer duró hasta que el joven descubrió que había perdido toda forma de autocontrol. Esto lo condujo a tensión ocular, fatiga y otros patrones de sueño perturbado.

Para ayudarlo a superar la adicción, los médicos de la clínica están abordando sus problemas psicológicos a través de la terapia, ejercicios de relajación y guiándolo para reorientar su carrera.

El entretenimiento siempre ha sido una forma de escapismo y los servicios de transmisión que ofrecen temporadas completas de un programa pueden dar la sensación de “inmenso placer”.

Los riesgos de la gratificación instantánea

A diferencia de los formatos de televisión tradicionales, en los que los espectadores tienen que esperar una semana para descubrir qué sucede a continuación, las plataformas de transmisión a la carta tienen que ver con la gratificación instantánea, explica el especialista.

La facilidad de poderse ver en computadoras, teléfonos móviles, tabletas y otros dispositivos contribuye a aumentar la susceptibilidad de los espectadores a la observación compulsiva.

La adicción al entretenimiento puede llevar a las personas a una disminución en la eficiencia en el trabajo y también a afectar sus relaciones interpersonales, explica el Dr. Sharma. Las personas se dan un atracón de este escapismo para apaciguar sus estados de ánimo subyacentes.

La “adicción a Netflix” todavía no consta en la DSM-5, considerada por los psicólogos como la “biblia de los trastornos mentales”. Sin embargo, la Organización Mundial de la Salud clasificó en junio pasado la adicción a los videojuegos como un trastorno de salud mental, una decisión recibida con escepticismo por algunos expertos en salud mental.

Trastorno o no, de acuerdo con el psicólogo indio, los tipos de conductas controladas por las pantallas parecen variar según la edad.

“Mientras que la adicción entre los más jóvenes, entre los ocho y 14 años, continúa centrada en los juegos, plataformas como Netflix son más adictivas en los adultos que están bajo estrés constante y encuentran en el contenido por streaming gratificación emocional”, explica.

Netflix lo sabe

Netflix sabe que ejerce un control sobre los espectadores. El suscriptor promedio del servicio vio más de 50 minutos al día el año pasado y el CEO de la compañía, Reed Hastings, admite que quiere mantenerte más atento.

“Piénsalo, cuando ves un programa de Netflix y te vuelves adicto a él, te quedas despierto hasta tarde en la noche”, dijo Hastings en una exposición de resultados el año pasado. “Realmente, estamos compitiendo con el sueño, en el margen”.

De acuerdo a un de informe de CNBC, las tasas de suscriptores del servicio se están desacelerando, por lo que la compañía busca otra manera de crecimiento: lograr que las personas pasen más tiempo viendo su contenido.

“Todavía somos una pequeña fracción de todo los que se ve”, aseguró Reed Hastings a inversionistas de su compañía, que gastará este año 8,000 millones de dólares en contenido para atraer más clientes.

Netflix reveló que el año pasado sus 117.58 millones de suscriptores vieron 140 millones de horas de contenido al día.

Poniendo en perspectiva la monstruosidad que esa cifra representa, podríamos decir que sería el equivalente a una persona pasando 16,000 años, las 24 horas del día, tirado en el sofá disfrutando del servicio.

Fuente: Yahoo.com
LJ


Comentarios



Por si no lo viste