Estas en


Dólar y peso colombiano encarecen las compras navideñas venezolanas


Jue, 06/12/2018 - 10:47

A menos de tres semanas para las festividades navideñas, los venezolanos han definido sus compras como una "carrera de obstáculos" ante la hiperinflación y la falta de abastecimiento en algunos de los ingredientes para las típicas hallacas, pan de jamón y otros platos de la temporada.

Dólar y peso colombiano encarecen las compras navideñas venezolanas

La población evidencia cómo en cuestión de horas, los productos se incrementan hasta 1.000 bolívares soberanos sobre su valor, lo que ha producido un ambiente de incertidumbre y desesperación, con unos aguinaldos pulverizados por la actual crisis económica.

"Es sorprendente ver cómo los precios cambian tan rápido, uno pregunta y al voltear es otro precio.

¿Cómo compras así?", manifestó, Edilsa Semprúm, usuaria del mercado periférico de La Limpia, al oeste de Maracaibo.

Los comerciantes afirmaron que las modificaciones de los precios se debe a que sus proveedores venden la mercancía tomando como referencia el valor actual del dólar y del peso colombiano en el mercado negro.

Parte de esa mercancía proviene de importaciones privadas, muchas de ellas limitadas en cantidad, que pueden venir de Colombia, Estados Unidos o de otros países.

En el caso de comestibles los productos importados para los tradicionales platos navideños son las alcaparras, las aceitunas, ciruelas pasas, encurtidos, fiambres, enlatados, quesos, frutas confitadas, frutos secos y hasta los que antes abastecía la producción nacional, como el azúcar o el café.

La poca producción nacional no abastece el mercado.

"Tanto los usuarios como los comerciantes estamos alarmados por los cambios en los precios, en la mañana compras a un valor y ya en la tarde es otro debido a las variaciones en las monedas internacionales", indicó Carlos Ordóñez, comerciante.

Ante el escenario, los comerciantes se ven en la obligación de incrementar bruscamente los precios para reponer inventario y en algunas ocasiones con ganancias mínimas.

"En la mayoría de las veces debes reinvertir tus ganancias para reponer recursos ¿con qué compras el pan de cada día?", sostuvo.

Además, aseguró que a medida que se acerque la fecha, el valor de los ingredientes seguirán subiendo debido a la hiperinflación y la demanda por la época decembrina.

Todo, sin contar que hay productos que no se consiguen.

Los encurtidos con mostaza y las alcaparras aún no han hecho acto de presencia en muchos establecimientos de la ciudad y los que proveen el producto lo comercializan a precios excesivamente costosos.

Recientemente el diputado de la Comisión Permanente de Finanzas y Desarrollo Económico de la Asamblea Nacional (AN), Ángel Alvarado, manifestó que la economía venezolana para el tercer trimestre del 2018 se contrajo un 29,8%.

Además, uno de los factores más agravantes en la obtención de los ingredientes en la cena navideña es la debilidad del poder adquisitivo de los venezolanos, según la Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela (Fedecámaras).

Las remesas ya no alcanzan

Otro factor importante es que las remesas enviadas por familiares en el exterior ha perdido su capacidad adquisitiva para solventar los gastos cotidianos, olvidando un posible aumento debido a que en los países de recepción de migrantes los salarios no aumentan y el envío de dinero es en montos fijos y limitados.

"En mi casa ya no se verán las hallacas para el desayuno, almuerzo y cena como antes. Ahora, solo comeremos dos en la cena del 24 de diciembre", expresó María Rodríguez, usuaria del mercado "Las Pulgas" de Maracaibo.

Los venezolanos viven en una olla de presión, con un escenario de muy poca producción nacional, un cambio fluctuante hacia arriba, que llevan a variar los precios en horas, el actual salario real que está pulverizado y el auxilio limitado de los familiares en el exterior que dejó de ser un paliativo.

Fuente: www.panorama.com.ve / FR


Comentarios



Por si no lo viste